YT Peak - шаблон joomla Joomla

Misa Milagrosa y Santa Catalina

misa milagrosa

MISA DE LA VIRGEN MILAGROSA
27 DE NOVIEMBRE

MONICIÓN DE ENTRADA: 

Hermanos y Hermanas, nos congrega la alegría anual de celebrar la fiesta de la Santísima Virgen María, en su advocación de la Inmaculada de la Medalla Milagrosa, ella es modelo de caridad, misericordia y fe, que esta santa Eucaristía nos recuerden sus palabras a santa Catalina “venid al pie de este altar, y se derramarán grandes bendiciones” con confianza venimos al altar de Dios para experimentar el gozo y la misericordia que nos hace hermanos hijos de un mismo Padre.


ORACIÓN COLECTA

Señor Dios nuestro que nos alegras con la abundancia de tu inmensa bondad manifestada en la Inmaculada Virgen María, a quien asociaste de modo inefable al misterio de tu Hijo, concédenos propicio que, sostenidos por su maternal auxilio, nunca nos veamos privados de tu providente piedad y que, con un corazón libre y fiel, sirvamos al misterio de tu redención. Por nuestro Señor Jesucristo. Amén.

 

 

MONICIÓN A LAS LECTURAS:

La Palabra de Dios nos ilumina en este día y nos coloca en la actitud de discípulos a los pies del Maestro atentos a escuchar su Palabra que entra en nuestras vidas y no sale de nosotros sin unos compromisos concretos, escuchemos con atención…

LITURGIA DE LA PALABRA- LECTURAS PROPIAS DE 1 DOMINGO DE ADVIENTO

Lectura del Profeta Isaías 2,1-5.

Visión de Isaías, hijo de Amós, acerca de Judá y de Jerusalén:Al final de los días estará firme el monte de la casa del Señor, en la cima de los montes, encumbrado sobre las montañas. Hacia él confluirán los gentiles, caminarán pueblos numerosos: Dirán: Venid, subamos al monte del Señor, a la casa del Dios de Jacob. El nos instruirá en sus caminos y marcharemos por sus sendas; porque de Sión saldrá la ley, de Jerusalén la palabra del Señor. Será el árbitro de las naciones, el juez de pueblos numerosos. De las espadas forjarán arados, de las lanzas, podaderas.No alzará la espada pueblo, contra pueblo, no se adiestrarán para la guerra. Casa de Jacob, ven; caminemos a la luz del Señor.

Palabra de Dios.

Salmo responsorial

R/. Qué alegría cuando me dijeron:
“Vamos a la casa del Señor”

Qué alegría cuando me dijeron:
“Vamos a la casa del señor”
Ya están pisando nuestros pies
tus umbrales, Jerusalén.

Jerusalén está fundada
como ciudad bien compacta.
Allá suben las tribus,
las tribus del Señor.

Según la costumbre de Israel,
a celebrar el nombre del Señor;
en ella están los tribunales de justicia,
en el palacio de David.

Desead la paz a Jerusalén:
«Vivan seguros los que te aman,
haya paz dentro de tus muros,
seguridad en tus palacios.»

Por mis hermanos y compañeros
voy a decir: «La paz contigo.»
Por la casa del Señor nuestro Dios,
te deseo todo bien.

 

Lectura de la carta del Apóstol San Pablo a los Romanos 13,11-14.

 

Hermanos:

Daos cuenta del momento en que vivís; ya es hora de espabilarse, porque ahora nuestra salvación está más cerca que cuando empezamos a creer. La noche está avanzada, el día se echa encima: dejemos las actividades de las tinieblas y pertrechémonos con las armas de la luz. Conduzcámonos como en pleno día, con dignidad. Nada de comilonas ni borracheras, nada de lujuria ni desenfreno, nada de riñas ni pendencias. Vestíos del Señor Jesucristo, y que el cuidado de vuestro cuerpo no fomente los malos deseos.

Palabra de Dios

 

+ Lectura del santo Evangelio según San San Mateo 24,37-44.

En aquel tiempo dijo Jesús a sus discípulos: Lo que pasó en tiempos de Noé, pasará cuando venga el Hijo del Hombre. Antes del diluvio la gente comía y bebía y se casaba, hasta el día en que Noé entró en el arca; y, cuando menos lo esperaban, llegó el diluvio y se los llevó a todos; lo mismo sucederá cuando venga el Hijo del Hombre: Dos hombres estarán en el campo: a uno se lo llevarán y a otro lo dejarán; dos mujeres estarán moliendo: a una se la llevarán y a otra la dejarán. Estad en vela, porque no sabéis qué día vendrá vuestro señor. Comprended que si supiera el dueño de casa a qué hora de la noche viene el ladrón estaría en vela y no dejaría abrir un boquete en su casa. Por eso estad también vosotros preparados, porque a la hora que menos penséis viene el Hijo del Hombre.

Palabra del Señor


ORACIÓN DE LOS FIELES:


Sacerdote: Acudamos a Dios, para que haciendo memoria de nuestra Madre, él nos conceda el don de la paz y la unidad, nos unimos diciendo:
- Dios de Misericordia, mira a la llena de gracia y escúchanos.


La Virgen María, mujer creyente, primera discípula de su Hijo, que acompaño a Jesús en su caminar evangelizador y supo permanecer en pie frente a la desgarradora experiencia del calvario.
-Te pedimos por la Iglesia comunidad de fe, para que escuchando la voz del Buen Pastor, podamos ser signo de unidad en medio de un mundo dividido. Oremos…

La Medalla Milagrosa es el signo más elocuente de la experiencia cristiana, llamado el “Micro Evangelio” portado por ricos y pobres, la medalla es buena noticia para los que sufren y alivio en las penas para el creyente.
-Enséñanos a socorrer con un amor inventivo y efectivo a los pobres, para sanar las heridas del mundo, y socorrer a los que padecen hambre y sufren el flagelo de la guerra, te pedimos por la paz del mundo y por nuestro país para que quienes lo gobiernan busquen siempre la justicia y la paz. Oremos…

Santa Catalina Labouré supo llevar a cabo su misión de propagar la medalla Milagrosa, en el silencio y en la humildad de su apostolado con los ancianos y los pobres, no hizo alarde de su vocación y siempre se mantuvo discreta.
- Te rogamos por los misioneros y las misioneras que llevan el Evangelio a todos los rincones del mundo, que podamos vivir nuestra experiencia de bautizados, llevando a otros la esperanza del Reino y construyendo un mundo más solidario. Oremos...

La Virgen María es modelo de misericordia, porque supo abrir su corazón a la gracia santificante de Dios, asimilando en su interior los consejos evangélicos y viviendo conforme a la voluntad del Padre, escuchando y siguiendo a su Hijo.
-Te rogamos por nuestras familias para que al igual que María sean modelos de misericordia para quienes nos rodean, que podamos formar en nuestro hogar una verdadera familia de Nazaret dispuesta siempre a salir al encuentro de nuestros hermanos. Oremos...

La Cruz y la Eme que encontramos en la Medalla Milagrosa son signo de redención, por María nos vino Jesús al mundo, y en la cruz heredamos a María como Madre.
-Que seamos para nuestro hermanos rostros del Padre misericordioso y al comenzar este nuevo año litúrgico podamos ser testigos de Dios que nos llama a vivir y construir su Reino. Oremos...

Sacerdote: Padre lleno de misericordia, hemos acudido a ti para implorar por nosotros y por nuestra comunidad, recibe nuestras oraciones confiadas de que serán escuchada, pero acoge también las peticiones de los hombres y mujeres de buena voluntad que sueñan con un mundo en paz. Por Jesucristo Nuestro Señor. Amén.

Oración sobre las ofrendas

Jubilosos de poder celebrar la fiesta de María Milagrosa, madre de tu Hijo y madre nuestra, te ofrecemos, Señor, este sacrificio de alabanza y te suplicamos que nos mantengas en continua acción de gracias a los que nos alegramos por tus beneficios. Por Jesucristo nuestro Señor.

Presentación de Ofrendas:


Pan: Te presentamos Señor el Pan, que nos compromete a ser justos con los que pasan hambre, que nos llama a ser verdadero pueblo en la unidad y a ser como María consagrados y moldeados en las manos del Creador. 


Vino: Que a ejemplo de la familia de Canaan, invitemos siempre a Jesús y a María a nuestras vidas, para que cuando falte el vino es decir la alegría, el amor y la paz, podamos acudir a ellos para que hagan de nuestras familias verdaderas iglesias domésticas donde se anuncie el Reino de Dios. 


Medalla Milagrosa: Te presentamos en este día especial, la medalla Milagrosa regalo de tu Santísima Madre, que ella siga animando nuestra fe, nuestra vocación y nos aliente a proclamar el Reino de Dios.

Prefacio de Santa María Virgen

V. El Señor esté con vosotros.

R. Y con tu espíritu.

V. Levantemos el corazón.

R. Lo tenemos levantado hacia el Señor.

V. Demos gracias al Señor, nuestro Dios.

R. Es justo y necesario.

En verdad es justo y necesario, es nuestro deber y salvación darte gracias siempre y en todo lugar, Señor,
Padre Santo, Dios todopoderoso y eterno, y alabarte debidamente en esta celebración en honor de la Virgen Milagrosa. 
Ella, al aceptar tu Palabra con limpio corazón, mereció concebirla en su seno virginal,
y al dar a luz a su Hijo preparó el nacimiento de la Iglesia. 
Ella, al recibir junto a la cruz el testamento de tu amor divino,
tomó como hijos a todos los hombres, nacidos a la vida sobrenatural por la muerte de Cristo. 
Ella, en la espera del Espíritu, al unir sus oraciones a las de los discípulos,
se convirtió en el modelo de la Iglesia suplicante. 
Desde su asunción a los cielos, acompaña con amor materno a la Iglesia peregrina,
y protege sus pasos hacia la patria celeste, hasta la venida gloriosa del Señor.

Por eso, con todos los ángeles y santos, te alabamos diciendo sin cesar:

 

Oración después de la comunión

Reconfortados con los sacramentos de la redención eterna, te pedimos, Señor Dios nuestro, que cuantos nos alegramos de la celebración festiva de la Inmaculada Madre de tu Hijo, avancemos animosos en la vivencia de la fe y, hechos partícipes de la mesa de tu Reino, merezcamos glorificarte con ella en el cielo. Por Jesucristo nuestro Señor.

Bendición solemne

El Dios, que quiso salvar al género humano por el fruto bendito del seno de la Virgen María, a todos los colme de sus bendiciones. Amén.
Que los acompañe siempre la protección de la Virgen de la Medalla Milagrosa por quien hemos recibido al autor de la vida. Amén.
Y a todos ustedes, reunidos hoy para celebrar la fiesta de la Inmaculada Virgen María de la Medalla Milagrosa, les conceda el Señor la alegría del Espíritu y los bienes de su Reino. Amén.
Y la bendición de Dios todopoderoso.

– El Dios, que en su providencia amorosa
quiso salvar al género humano
por el fruto bendito del seno de la Virgen María,
os colme de sus bendiciones.

R./ Amén.

-Que os acompañe siempre la protección de la Virgen,
por quien habéis recibido al Autor de la vida.

R./ Amén.

-Y a todos vosotros,
reunidos hoy para celebrar con devoción esta fiesta de María,
el Señor os conceda la alegría del Espíritu
y los bienes de su reino.

R./ Amén.

– Y la bendición de Dios todopoderoso,
Padre, Hijo y Espíritu Santo, descienda sobre vosotros.

R./ Amén.

 

MISA EN LA MEMORIA DE SANTA CATALINA LABOURÉ
28 DE NOVIEMBRE

Oración colecta

Señor Dios nuestro que concediste a tu virgen Santa Catalina de Labouré el privilegio del maternal coloquio con la Madre de tu Hijo, y le concediste entregar su vida, escondida en Cristo, al servicio de los pobres, concédenos a cuantos veneramos su memoria que también nosotros descubramos tu imagen en los pobres y, sirviéndolos con sencillez de corazón, seamos testigos fieles de tu caridad en el mundo. Por Jesucristo nuestro Señor.

Lecturas 
Primera: de la carta de Santiago 2,14-19
Salmo responsorial: 67,5-7.12.20

Evangelio: Mt 25,31-40

Oración sobre las ofrendas

Recibe, Señor, los dones de tu pueblo y concédenos que, al recordar las maravillas que tu Hijo realizó con nosotros, nos reafirmemos, a ejemplo de Santa Catalina, en el amor a ti y al prójimo. Por Cristo nuestro Señor.
Oración después de la comunión
Alimentados con el sacramento de salvación, te rogamos, Dios de misericordia, que imitando la caridad de santa Catalina seamos un día partícipes de tu gloria. Por Cristo nuestro Señor.

 

CONSAGRACIÓN A LA VIRGEN MILAGROSA

¡Oh Virgen Milagrosa! Postrados ante tu imagen bendita, nos consagramos enteramente a tu servicio. Te consagramos nuestras personas, nuestros afectos, nuestra casa, nuestros negocios, cuanto nos pertenece. Míranos con tu maternal mirada; que sintamos la dulzura de tu bondad. Concédenos la armonía, el respeto y el mutuo amor entre todos los moradores de esta tu casa. Que sea un reflejo de tu casa de Nazaret. Que vivamos obedientes a tu Hijo según tu deseo, caminando por la senda del Evangelio, para llegar seguros al feliz término, la casa del Padre.
Sea tu Medalla como el escudo que nos proteja de los enemigos del alma, y como la llave que nos abra un día las puertas del cielo. Amén.

CONSAGRACION DE LA FAMILIA A LA VIRGEN MILAGROSA


¡Oh Virgen María! A tu Corazón Inmaculado consagramos hoy nuestro hogar y todos los que lo habitan.
Que nuestra casa sea como la de Nazaret, morada de paz y felicidad por el cumplimiento de la voluntad de Dios, por la práctica de la caridad y por el perfecto abandono a la Divina Providencia. 
Vela sobre cuantos lo habitan, ayúdales a vivir cristianamente, cúbrelos de tu protección maternal y dígnate, oh bondadosa Virgen María, formar de nuevo en el Cielo este hogar que en la tierra pertenece por entero a tu Corazón Inmaculado. Amén.

 

 

Posted in Virgen María

También te puede interesar...

ENCUENTRENOS EN:

Siguenos en las siguientes redes sociales, tambien puedes escribirnos tus inquietudes y nos pondremos en contacto lo antes posible.